fbpx
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages
Filter by Categories
Asuntos de gerencia
Asuntos económicos
Asuntos políticos
Covid-19
Empresas
Farmacovigilancia
GMP
Industria Alimentos
Industria Farmacéutia
Industria Regulada
Manufactura
Producción y Tecnología
Temas Regulatorios
Uncategorized
Asuntos económicosCovid-19EmpresasIndustria AlimentosIndustria Regulada

Influencia de la pandemia en los mercados latinoamericanos de alimentos

Influencia de la pandemia en los mercados latinoamericanos de alimentos

Desde inicios del año 2000, superando a América del Norte, América Latina se ha convertido en el mayor exportador de alimentos en el mundo. Desde ese entonces, ha presentado una tendencia en alza. Para comprender esta tendencia, se puede observar que, en el continente africano, la mayor parte de los productos básicos son exportaciones mientras que, en Latinoamérica, la mayoría de los productos básicos son exportaciones netas.

 

Proyecciones de los mercados latinoamericanos de alimentos

Antes de comenzar la pandemia del nuevo coronavirus, SOCO había proyectado para América Latina una posición superavitaria en la mayor parte de sus productos básicos de cara al 2023. Se estimaron exportaciones de harinas oleaginosas de hasta caso 50 millones de toneladas, cereales secundarios con hasta 21,8 millones de toneladas y el azúcar superando las 38 millones de toneladas. A su vez, se estimó un liderazgo en América Latina con respecto a la exportación de aves de corral y de semillas oleaginosas con saldos de más de 57 millones de toneladas en el cas de las semillas y de 3,7 millones de toneladas en cuanto a las aves (Fuente: FAO).

 

Los conflictos que trae consigo la pandemia

daños pandemia en los mercados latinoamericanos de alimentos La pandemia ha golpeado a prácticamente todos los países del mundo. En el caso de los mercados latinoamericanos, las razones de esto son diversas. Por un lado, podemos mencionar el desplome de sus dos principales socios económicos como son Estados Unidos y China. La caída de esas dos economías trae implicancias directas en los mercados latinoamericanos, especialmente el mercado de alimentos. China es uno de los principales compradores de materias primas de la región.

Otro efecto de la pandemia tiene que ver con la reducción en el precio de alimentos como el maíz, los cereales, la soja y las carnes. Esto se suma a la caída de otras materias primas como los minerales y, especialmente, el petróleo.

Si bien los Estados nacionales buscan reforzar el poder adquisitivo de la población, el cierre masivo de empresas por las medidas de distanciamiento social ha llevado a la pérdida de una gran cantidad de puestos de trabajo o a la reducción de salarios. Esto afecta directamente la capacidad de consumo de las personas.

 

Medidas de los Estados para la protección de la industria agropecuaria

Para continuar incentivando la producción, países como Bolivia, Colombia, Perú y México han puesto a disposición del golpeado sector agropecuario fondos de crédito con tasas de interés preferenciales para el sector. A su vez se han instalado medidas de reprogramación de créditos y también de subvención para el pago de las tarifas de los servicios básicos y los combustibles. Otra medida tuvo que ver con los pagos directos y con los acuerdos con el agro para la entrega de bolsas de alimentos a las personas con menos recursos.

Pese a esto, las interrupciones en la cadena de suministros de alimentos siguen siendo mínimas. No obstante, la situación actual ha planteado nuevos retos en términos de logística.

Señales de esperanza

Si bien la situación es dramática para las economías de todas partes del mundo, cierta estabilización en el precio de las commodities parecen dar señales alentadoras para los mercados latinoamericanos de alimentos. A esto se suma una incipiente y lenta recuperación de la economía de China, lo que puede resultar beneficioso para el mercado agrícola global y especialmente el latinoamericano.

China demanda gran parte de la demanda global de alimentos, especialmente commodities agrícolas. Por eso, la aparición del coronavirus en ese país afectó a mercados de todo el Globo. Un ejemplo claro de ello fue el de la soja, que cayó en un 7,5% a principios del 2020. No obstante, en las últimas semanas, se ha podido observar una suba moderada, que pareciera dar señales de una recomposición lenta pero sostenida del mercado de alimentos.

 

 

Comment here

instagram default popup image round
Follow Me
502k 100k 3 month ago
Share